21 may. 2012

La madre de Alekséi Maksímovich Péshkov (Gorki)

 Un libro extraordinario se mire por donde se mire, que entra de lleno en lo mejor que he leído este año, no solo por su contexto histórico si no que posee algo que nunca he visto: una profundidad de personajes que a la misma vez son metafóricos por sí mismo para poder servir adecuadamente a la trama, al sentido de las ideas que desea trasmitir y una de las más interesantes para mí es:
- Que un ideal, aunque sea el mismo, cambia en función de la personalidad y vivencias de la persona que lo defiende (y esta modificación aveces es tan elevada que el ideal por sí mismo se pierde)
- Que el terror individual es mucho peor que el colectivo.




  ¿Puede ser la madre una representación del corazón, el hijo la metáfora del ideal y el Joljol (mi personaje favorito) la bondad que reconcilia aveces el corazón con el ideal? os dejo esta duda para que os leáis estas 375 páginas densas que se aprovechan más en una lectura silenciosa y tranquila.


Frases de La madre de Gorki:


-Medio corazón quiere, y el otro detesta...¿Acaso es esto un corazón?


- ¿Cómo se puede limpiar a un hombre por dentro?


- Mi vida se hace mejor. Me veo más a mi mismas...


- En una causa secreta, no hay honor.


- ¡Esas gente no tiene ni conciencia, ni pudor! -replicó ella
  - ¿Para qué la necesitan? contexto Nicolai


- Un ser humano, considerado como una bestia, que durante mucho tiempo, resignadamente, se había sentido tal y como le consideraban.


- Ni besos, ni palabras cariñosas; pero, sin embargo, aquellas personas se trataban con sinceridad y solicitud. Donde había vivido ella, las gentes se besaban mucho, se decían con frecuencia palabras de ternura, y siempre se estaban mordiendo los unos a los otros, como perros hambrientos.


- Aquel hombre me mató con el trabajo para alegrar a su amante con mi sangre .


- La inactividad corrompe a la gente.





No hay comentarios: